Mejorar nuestra defensa

Xavier Reyes 13:17 |

APRENDE LAS TÉCNICAS DE FÚTBOL TUS JUGADORES FAVORITOS


En el fútbol actual todos los jugadores del equipo tienen que ayudar a defender , ya no es como antes cuando  los defensas solo defendían  y los delanteros solo atacaban (valga la redundancia) , el fútbol ha cambiado y ahora todos tienen que apoyar al equipo como grupo y tratar de robar la pelota y mantener la posesión .

Veamos los siguientes casos :

1.- Cuando los delanteros solamente han entrenado sus habilidades en función ataque y no de defensa.



2.Los porteros que no saben jugar con los pies se convierten en un problema para su mismo equipo , mientras que  un portero que sepa jugar bien el balón es un plus que ayuda a su equipo puede generar contragolpes , o hasta goles con un poco de fortuna




3.- El mismo problema que los porteros , con los defensas  que no saben que hacer con la pelota en los pies y cuando les llega un pase lo primero que atinan a hacer es mandarla a cualquier lado.



He aquí mis humildes consejos para mejorar tu defensa:

-Debes saber reconocer a los jugadores más habilidosos del equipo rival.
No le temas a nadie. ¡A nadie! ¡¡¡A NADIEEEE!!!

-Hay que saber leer las jugadas del rival para poder anticiparte a los pases y así poder recuperar el balón. Por lo general la mayoría de jugadores confía más en unos que en otros y constantemente buscan pasarle el balón a los mismos.

-No des ningún balón por perdido... seguramente el rival no lo hará.

-Debes marcar de lado, no de frente y mucho menos de espaldas (¡!). -Esto es muy importante, ya que te dará tiempo para reaccionar en velocidad o darte la vuelta sin importar por dónde se escabulla el rival.

-Estórbale al rival. Si es demasiado habilidoso para ti, estórbale. A veces funciona.

-El rival es eso, tu rival, tu oponente, no tu enemigo.

-A veces ejercer una buena presión sobre los jugadores menos hábiles es suficiente para lograr que se equivoquen. Marca con más ahínco a los más hábiles.

-Dosifica tus energías. No te canses en vano, no importa cuan bueno seas, cansado pierdes reflejos y reacción.

-Puedes “regalarle” la banda al oponente. Eso es preferible a que jueguen por el centro. (Personalmente procuro desviar a los jugadores hacia las bandas). Una vez que se dan cuenta que su única opción es correr por la banda, sólo acompáñalos, no te desesperes, calcula bien cuando sacarles el balón. Es mejor hacer un buen intento que hacer muchos aspavientos sin lograr quitarles el balón. A veces llegan hasta la esquina y sacan un mal tiro desesperado y la posesión vuelve a ser nuestra (no es conveniente permitirles llegar hasta la esquina).

-He aquí un pequeño truco. Cuando estás seguro de que tu compañero te cubre las espaldas, puedes pararte de frente al rival (no de lado) y mantén separadas las piernas como para que pase el balón. Pocos jugadores resisten la tentación de hacer un tunelito. La idea es que tu compañero esté atento para recuperar el balón. No debes temerle a los tunelitos; lo importante es recuperar el balón.

-Debes perderle el miedo a los pelotazos, y además, saber recibirlos. Eso te dará valiosas centésimas de segundo para reaccionar adecuadamente (por ejemplo: esquivar un golpe, defender mejor o no tragarte los amagues).

-Debes aprender a trabajar en equipo con tus compañeros defensas. La defensa de un equipo es un equipo dentro del equipo. Háblense, pónganse de acuerdo. Es importante repartirse la cancha, pero hay que estar atento para cubrir el área de tu compañero defensa si éste no ha regresado a tiempo.

-Debes gritarle a tus compañeros cuando éstos se desordenan, los defensas tenemos todo el panorama para poder ordenarlos de nuevo. También es importante pedirles CON AUTORIDAD a los demás que regresen a defender. Que no se queden viendo.

-Los jugadores en la cancha se desplazan como un acordeón... se estiran y se contraen los espacios entre si. Si se estiran quedan espacios más grandes entre ellos. Hay mas espacio de maniobrar. Si se contraen dentro de su propia mitad, a los rivales les queda muy poco espacio para maniobrar y se gana superioridad numérica en ésa mitad de la cancha. Si se contraen en la mitad del rival, se corre el riesgo de un contra golpe. Por lo que es recomendable que siempre quede al menos un defensa más atrás que los demás jugadores.

-A veces hay que defender con fuerza y mucho carácter. Ahí se muestran los verdaderos defensas. Defender con fuerza no implica cometer falta; simplemente usar más fuerza.

-No importa si tienes que deshacer lo andado... si tienes que regresar a tu terreno con el balón, hazlo, pero no lo pierdas. A veces si hay un equipo muy cerrado, jugar hacia atrás ayuda a forzar al equipo rival a salir a buscar el balón.

-Un defensa que sepa levantar la vista para salir jugando, siempre es valiosísimo. Y por lo general se compensa con un defensa más “impasable” que será el que se quedará más retrasado cuando el otro suba a atacar.

-Cuando tu portero recupera el balón, el equipo rival comenzará a retroceder, en ése momento los defensas por lo general se abren, tirándose hacia las bandas; de ésta manera, se le da al portero la opción de iniciar la jugada por una de las bandas.

-Un defensa debe regresar a su posición instintivamente. Si el defensa sube para ayudar en el ataque pero la jugada no fructifica, éste debe estar atento de regresar a su posición tan pronto como le sea posible o por lo menos regresar hasta la media cancha. Se supone que tu compañero está allá cuidando ante cualquier posible contraataque.

-Es deseable que los defensas sean buenos rematadores. Cualquier rebote defensivo del rival puede quedarte propicio para sacar un buen remate. Así mismo en los tiros de esquina puedes llegar de sorpresa e incluso en algún tiro libre puedes rematar.

-El cabeceo es fundamental para los defensas. Como dije antes, perder el miedo a los pelotazos.

-EL RELEVO, cuando tu compañero acorrala a un jugador rival, debes estar atento cubriendo las espaldas de tu compañero. En una posición que te permita correr hacia el centro de la cancha o hacia la banda (en caso de que el rival logre pasar a tu compañero).

-Recuerda, desviar las jugadas hacia la banda. La banda es tu amiga.

-Un tiro de esquina es mejor que un remate frontal; un saque de banda es mejor que un tiro de esquina; un rechace hacia el campo rival es mejor que un saque de banda; iniciar un contraataque es mejor que todo lo anterior.

-Escucha a tu arquero.

-Si tu compañero defensa tiene el balón pero está siendo marcado y no puede salir, debes ofrecértele como descarga; es decir, ponerte cerca para que te pueda pasar el balón.

-EL UNO-DOS. Pasas el balón, te desmarcas, corres hacia el campo rival y tu compañero te devuelve el pase. Tan simple como eso, pero te sacará de muchos apuros. Sirve para todas las posiciones.

-Un defensa debe tener buena técnica. En su posición los errores se pagan caro.

-Aunque juegues duro, practica el fair play. Demuestra tu nobleza. Procura no lastimar a nadie y si lo haces sin querer, pide disculpas. Esto se trata de jugar al futbol no de armar pleitos.